Advantec

RURALKA: QUIQUE ARENAS CON LA NUEVA BMW R 1250 GS ADVENTURE: “¿Y SI TE VUELVES A ENAMORAR?”

Por Quique Arenas
El Embajador de Ruralka on Road y director de Motoviajeros, Quique Arenas, ha rodado con la nueva BMW R 1250 GS Adventure en su ruta por el centro peninsular con destino al Hotel & Spa La Salve de Torrijos (Toledo). Propietario de dos BMW (una R 1200 GS y su inseparable R 1150 GS Adventure), ¿qué sensaciones habrá experimentado a los mandos del nuevo buque insignia de las motos de aventura?

¡La aventura comienza gracias a Ruralka On road y BMW Motorrad! El corazón tiene razones que la razón no entiende. La frase, rayana al aforismo, es obra del matemático y filósofo Blaise Pascal. Y es el mejor prólogo para adentrarnos en esta crónica. Porque la BMW R 1250 GS Adventure es una máquina prodigiosa que enamora. Fusiona dos impulsos poderosos, en una suma de argumentos que desbarata la cita del pensador galo. Prodigiosa desde la razón, porque su creación obedece a un exhaustivo trabajo de ingeniería: innovación, tecnología y mecánica se conjugan para alumbrar la motocicleta perfecta. Los 136 CV del sistema de control variable de árbol de levas BMW ShiftCam suponen una evidente mejora con respecto a los modelos anteriores. Y prodigiosa desde el corazón, pues visualmente te conquista nada más verla y, lo más importante, te seduce en cuanto tienes la oportunidad de conocerla más a fondo. El flechazo es inmediato.

No vamos a repasar el conjunto de especificaciones técnicas. Hablemos esta vez de pulsiones básicas: disfrute, emociones, pasión.

Rodar en moto requiere cierta destreza. Pues bien, a pesar de su aguerrida estampa, esta moto podría conducirla hasta un niño. Todo lo hace fácil. Todo es una ayuda continua hacia el piloto. Los distintos modos de conducción, los acertados mapas electrónicos de suspensión, frenos, potencia… la forma en que te introduce en curva y te saca de ella, la gestión de las geometrías y las masas… Inclinada parece ir sobre raíles, y brinda un confort de marcha extraordinario cuando recupera la verticalidad. Y de eso precisamente se trata: seguridad, comodidad, atracción, sensaciones. Esta moto, fiel continuadora de una ínclita saga, es el paradigma de lo que muchos buscamos.

Más allá de las clarividentes campañas de marketing y las estrategias de una marca hegemónica, si de fondo no existiera una gran verdad, nada podría lograrse. Yo no tengo duda alguna de que esta moto está llena de grandes verdades. Por eso lleva años conquistando a miles de motoristas de todo el mundo, siendo líder de ventas en su segmento. No es casual. Está pensada para que la mayoría de gente pueda hacer la mayoría de cosas con una horquilla de edad que no conoce más límites que los de la propia voluntad. Esto no es un panegírico por encargo. Es lo que creo, y lo creo con honestidad.

Esta motocicleta te lo da todo y te enamora desde el primer minuto. A mí me ha pasado. Quiero con locura a mi BMW R 1150 GS Adventure, me une un vínculo muy especial a ella, y así se lo contaba a José Mª Alegre durante la entrevista publicada en esta misma Newsletter en su edición del pasado mes de enero. Pero… ¿y si te vuelves a enamorar? De inicio te sientes desconcertado, pero sabes que es algo fuerte cuando descubres que no te lo puedes quitar de encima. Y yo no soy capaz de olvidarme de la 1250. Se llevan entre sí 17 años. Qué dos grandísimas motocicletas.

En esa misma entrevista también contaba que cuando estoy eufórico sobre la moto me da por cantar. Y en el fin de semana que hemos pasado juntos, de idilio absoluto, no he parado de hacerlo. Es de rigor, pues, que nos acompañe la música en este relato. Y ante una montura tan polimórfica y versátil, nada mejor que una selección ecléctica. Este singular concierto comenzó en Facebook, durante la prueba en ruta, y tiene aquí su continuación.

Veneno en la piel (Radio Futura)

Uf, sí. La planta de la nueva BMW R 1250 GS Adventure es irresistible. Conserva los elementos distintivos de sus predecesoras y destaca la integración estética de las defensas de protección, altamente lograda, jugando con las formas del motor y la parte alta del carenado. La pantalla TFT, la agresiva elegancia de sus formas… todo suma en este conjunto armónico que ha venido desarrollándose desde la aparición de la LC en 2013. Una vez subido en ella, el renovado motor boxer te inocula un veneno para el que no se conoce antídoto. “Dicen que tienes un tacto divino, y quien te toca se queda con él”.

Another road -gettin’ ready- (Morgan)

No me avergüenza reconocer que, en ocasiones, viajando siento ganas de llorar, en un íntimo cúmulo de emociones. Con la música me sucede lo mismo. Y el último grupo en lograr tal efecto es Morgan, una banda madrileña que se nutre de las mejores esencias del pasado para rejuvenecer la exangüe escena musical contemporánea. La voz de esta BMW es tan cautivadora como la de Carolina de Juan: grave en su despertar, elástica y dulce en las octavas más altas. Y sí, me he emocionado conduciendo la 1250. Y he vuelto a llorar, exultante de alegría. “Different landscapes and different suns, so many places we want to see em all”. Lo canta ‘Nina’… ¡y lo canto yo por las carreteras de Gredos! “Keep on driving, take another road”.

Life is for living (Santana)

La ruta realizada por Cabañeros y la Sierra de Gredos tuvo un epicentro y una razón de ser, la estancia en el Hotel & Spa La Salve de Torrijos (Toledo), alojamiento recomendado por Ruralka on Road. Una quintana manchega que respira quietud, elegancia, ciertas dosis de espiritualidad y recuerdos familiares. Este maravilloso hotelito con encanto, seleccionado por el fantástico equipo profesional de Ruralka, es uno de esos establecimientos a los que uno siempre quiere regresar. Se trata de una finca escoltada por una mayestática arboleda, patios y jardines, que cuenta con piscina y spa privado, además de un espacio para exposiciones y biblioteca-sala de reuniones. El encalado torreón principal del edificio es tan icónico que forma parte del logotipo corporativo.

Mención destacada merece El Borbollón, su restaurante propio, un espacio cálido e intimista que brinda al comensal los mejores platos de la gastronomía tradicional toledana, siempre adornados por los toques vanguardistas que ha sabido imprimir a la carta Esmeralda Peña, su jefa de cocina.

La ubicación de La Salve es ideal para adentrarse en diversos puntos de interés circundantes. Empezando por el propio municipio torrijeño, que alberga en su núcleo urbano dos referentes monumentales, la Colegiata del Santísimo Sacramento y el Palacio de Pedro I el Cruel.

En el caso de nuestra ruta, hay dos opciones muy atractivas, que detallaremos a pie de crónica con sus correspondientes tracks. En resumen: al sur tenemos una ruta circular que nos lleva por los decorados cuasi cinematográficos de las Barrancas de Burujón, Parque Nacional de Cabañeros, los molinos de Los Yébenes y Toledo, ciudad plagada de historia, leyendas y magníficos miradores sobre el Tajo. En dirección norte podemos adentrarnos en la Sierra de Gredos, desde Pedro Bernardo hasta Hoyos del Espino. En busca de nieve, cabras montesas y vertiginosas curvas a nuestro paso por el celebérrimo puerto del Pico.

Durante el desayuno, antes de abandonar el hotel, sigue acompañándome la música. En mi mente suena Carlos Santana y su disco ‘Milagro’. Impregnado por la pasión y espiritualidad del guitarrista, el álbum era un idealismo sonoro, con ‘Life is for living’, ‘Milagro’ y ‘Make somebody happy’. Hagamos un mundo mejor. Recuerda: un día vas a morir, todos los demás no. Vive la vida. Es imposible estar triste si cantas (Emilio Duró dixit). Es imposible no sentir un calambre de energía escuchando a Santana. Es imposible no sentirte feliz conduciendo tu moto. ‘Make life a ride’.

Mambo number 5 (Lou Bega)

Metes primera, subes el pie en busca de marchas ascendentes, con o sin embrague (bendito cambio pro) y empieza la danza. De curva a curva en un movimiento acompasado donde la BMW es tu mejor pareja de baile: ‘One, two, three, four, five…’ La moto, faltaría más, también es diversión, es alegría y es disfrute en el pilotaje. Y esta Adventure de nueva generación se agarra al asfalto como un águila clava sus uñas en la presa. Se aferra y no lo suelta. La sensación de ir pegado al pavimento es total. El límite lo pones tú. Cuando pisas lo marrón te das cuenta de que la marca bávara también ha trabajado para hacer una moto polivalente de verdad. La postura de conducción al ponernos de pie sobre las estriberas (metálicas) es óptima –y más acostumbrado a la 1150, que necesita unas alzas de manillar, como poco-. La palanca de freno trasero goza de una doble plataforma dentada, de forma que podemos accionarla fácilmente. La cúpula tiene regulación en altura con un sencillo accionamiento manual; tanto el ABS como el control de tracción son fácilmente desconectables. Qué gozada…

‘¡Mambo number 5!’ ¿Y a que no sabías que Lou Bega nació en Múnich? Pues sí, a escasa distancia del museo BMW. ¡Tra, tra! y tiro de Rosalía porque me toca, ea.

Changing of the guards (Bob Dylan)

Trova Robert Allen Zimmerman, más conocido como Bob Dylan, que “vuestros corazones deberán estar preparados para el cambio de guardia”. Lo confieso, soy uno de los nostálgicos que tiene cierta resistencia a digerir los nuevos tiempos. No soy rara avis, es un debate que está en la barra de las redes. Pero hay procesos que son inexorables y las motos nunca volverán a ser como antes, del mismo modo que estas líneas no han sido escritas con pluma de ganso y tinta sobre pergamino. Las motos actuales mejoran en casi todo a las de antaño. Solo nos asalta una duda: saber cómo envejecerán. De la mía digo que es como Sharon Stone: no importa la edad que tenga, siempre levanta pasiones. Habrá que ver qué tal soportan el paso del tiempo estas ufanas ‘millennials’. La canción de Dylan es un himno triunfal, así que de momento vivamos el presente y olvidémonos del futuro; porque el futuro, queridos amigos, ya no es lo que era.

My way (Frank Sinatra)

Acostumbrado al rudo traqueteo de mi boxer primitivo, el melifluo latido (‘Naveiras style’) de las nuevas 1250 te sorprende por su ausencia de vibraciones. Al ralentí, en movimiento… da igual, la moto es una delicia: los espejos retrovisores, a cualquier velocidad, parecen lagos en calma. También sorprende el diseño de la cúpula, regulable en altura, no muy amplia, pero sin embargo eficaz hasta una altura de piloto aproximadamente de 1,82 m (mi estatura, vaya; no he sufrido turbulencias). El tacto del embrague es, simplemente, impecable, y los frenos responden sin brusquedades en función de nuestras exigencias. Si quieres calma, pon la en modo Road. Si quieres soltar adrenalina, modo Dynamic. Esta criatura tiene ADN aventurero y viajero, y sigue gozando de unas suspensiones fabulosas y una capacidad de carga para llevarnos al mismísimo fin del mundo. La unidad cedida incorporaba los paquetes Confort, Touring y Dinámico, con control automático de arranque en rampa, llamada inteligente SOS, cambio pro, arranque Keyless, control de crucero, Dynamic ESA, luces auxiliares LED, preinstalación de navegador, maletas de aluminio… Ya se sabe que la moto es altamente configurable, con tres paquetes para equiparla a tu gusto. Así pues, quién sabe, quizá dentro de unos años te encuentres en una carretera solitaria con tu amada BMW R 1250 GS Adventure, cantándole a los cuatro vientos: “I' ve lived a life that' s full, I' ve traveled each and every highway, and more, much more than this, I did it my way”. Y concluyo, si aún no la conoces, te conquistará. Y si ya eres feliz propietario de una BMW, ten cuidado, porque como la pruebes te volverás a enamorar.

Texto, fotos y acción: Quique Arenas

info@motoviajeros.net

RUTÓMETRO

Destino: Parque Nacional de Cabañeros y Sierra de Gredos. Distancia desde Madrid: 170 km.

Duración sugerida con alojamiento: Fin de semana.

Ruta sur (237 km / 5 h). Itinerario: Torrijos, Barrancas de Burujón, La Puebla de Montalbán, Ermita de Santa María de Melque, San Martín de Montalbán, Navahermosa, Hontanar, Risco de las Paradas, Navas de Estena, Los Yébenes (molinos), Orgaz, Sonseca, Toledo, Barcience (castillo), Torrijos.

(Ver ruta en Google Maps)

Ruta norte (333 km / 7 h). Itinerario: Torrijos, Castillo de Bayuela, El Real de San Vicente, El Piélago, Navamorcuende, Pedro Bernardo, San Esteban del Valle, puerto del Pico, San Martín de Pimpollar, Hoyos del Espino, Navacepeda de Tormes, plataforma de Gredos, Mombeltrán, Talavera de la Reina, El Carpio de Tajo, Torrijos.

(Ver ruta en Google Maps)

Dónde comer / dónde dormir: http://www.hotellasalve.com/restaurante-el-borbollon/ Restaurante El Borbollón / Hotel & Spa La Salve de Torrijos (Toledo).

Agradecimiento: Rafael Ausejo, Alexandra Pérez, Irene Benaches, Marina Rodríguez, Hotel & Spa La Salve, BMW Motorrad España, Adolfo Guisado.

Descubre estas y otras rutas en www.ruralkaonrad.com

(Quique Arenas es periodista, autor del libro ‘Amazigh, en moto hasta el desierto’ -Ed. Celya- y socio de honor de la Asociación Española de Mototurismo –Aemotur-).

Una respuesta para “RURALKA: QUIQUE ARENAS CON LA NUEVA BMW R 1250 GS ADVENTURE: “¿Y SI TE VUELVES A ENAMORAR?””

Deja tu comentario