Advantec

AMIGOS DE CLÁSICAS BMW DE ESPAÑA: CRÓNICA DE LOS BMW MOTORRAD DAYS 2017

Eloi Rius, un chaval motero que este año se ha estrenado en los BMW Motorrad Days viajando junto a su padre en la BMW R 1200 GS de éste, hace una simpática y entrañable crónica en la que plasma su particular visión del evento de Formigal.

Hola, soy Eloi, la tercera generación de la familia Rius que monta a lomos de una BMW. Sigo los pasos de mi abuelo Lluís y de mi padre Bernat, de los que he aprendido que la moto no sólo es un medio de transporte, sino que es una forma de vida, de hacer cultura y de estar todos ‘cobijados bajo un mismo techo’.

Este año he tenido la oportunidad de poder asistir, invitado por Amigos de Clásicas BMW de España y por el R80 G/S Club, a los BMW Motorrad Days 2017 en Formigal, y han sido ellos los que me han pedido si me animaba a hacer la crónica de esta reunión de motoristas.

He pasado todo el verano esperando este momento para poder ir con mi padre a los BMD en Formigal y en resumen puedo decir que me lo he pasado en grande. Llegamos el viernes al mediodía para poder asistir a la inauguración del evento, después de recorrer 340 km desde Sallent, donde vivo, hasta Sallent de Gállego. Qué casualidad, el mismo nombre de mi pueblo, pero a 340 km de distancia, ¡qué bien, me lo voy a pasar genial!

Por el camino, y poco antes de llegar, nos adelanta una BMW S 1000 XR. Se para a repostar y sin yo saber de qué manera ni porqué, resulta que es un conocido, ¡pues vaya!, yo pensaba que era difícil reconocer a la gente en moto, pero veo que no, espero que con el paso del tiempo me vaya acostumbrando…

Ya en el evento, estamos inscritos en un pispás, yo con mi pin y con un montón de adhesivos, ¡me siento a mis anchas!

De repente, me encuentro con una zona donde está el LEGO Technic, ¡qué acierto! ¿Puedo jugar?, y me responden: ¡Cómo no! Es genial que piensen en los más pequeños, se nota que seremos la nueva generación de las dos ruedas, hasta hay una maqueta de una moto sin ruedas, ¿volará?

Luego, veo una pista con miniaturas de la S 1000 RR para empujar, a ver si a las próximas les ponen motor, ¡aunque que sea eléctrico! Más tarde me encuentro con Narcís Roca, ¡que caña! He visto en casa muchos vídeos suyos, me deja subir en todas sus motos y vehículos con las que hace el espectáculo de stunt, es una gozada, ¡gracias Narcís! Bueno, no las he probado, pero me ha enseñado como rugen y al final me hago con él una foto de las que son un recuerdo para toda la vida.

Enseguida empieza el espectáculo, Narcís en acción, ¡buf!, sin palabras, ¡me faltan ojos para seguirle! Qué atrevidos son todos ellos.

¡Esto es una pasada! Motos y más motos, de todos los estilos, restauraciones, no doy crédito a lo que estoy viendo y todo gracias a la pasión por las dos ruedas que siempre he respirado en mi familia.

Terminada la visita por el recinto, vamos a la carpa de Amigos de Clásicas BMW y allí van llegando las R90S, R75/5, R80G/S, R100GS, y hasta una K1, no me extraña que a mi padre de pequeño le guste tanto esta moto, ¡es preciosa!

Para el sábado está programada la tradicional salida de Amigos de Clásicas BMW y nos dejan una R100GS para que podamos participar con ellos.

Mi padre y yo salimos a rodar un poco con ella, vamos dirección a Francia, pasamos el Puerto del Portalet, hacemos curvas y encontramos vacas en medio del camino. Finalmente, paramos a merendar, que ya es la hora ¡y yo tengo hambre!

Tras la merienda, volvemos, repostando antes la GS, al recinto y no paramos de hacernos fotos con todos. Al entrar, la gente me pregunta por mi edad y me dicen que soy muy valiente por montar en moto desde tan pequeño…

Al día siguiente, después de haber descansado en el hotel, conocer durante el desayuno a caras nuevas y no tan nuevas de los compañeros de Amigos de Clásicas, nos vamos a la carpa donde puedo saludar al Sr. Alexander Von Scheidt, que es el Director de BMW Motorrad España.

Él me hace preguntas y yo le respondo, ha sido muy amable al dedicarme su tiempo, yo soy pequeño y muchas veces los mayores no me hacen caso y paso desapercibido, pero esta vez ha sido todo lo contrario, ¡qué bien!

Llueve a cántaros, pero antes de la salida de la excursión se rinde un pequeño homenaje, por parte de los Amigos de Clásicas BMW, al recientemente fallecido campeón Ángel Nieto 12+1, ‘El Maestro’. No sé por qué, pero sin haberlo conocido parece que yo también formo parte de esta historia…

Delante de un poster muy grande con una foto de Ángel Nieto sobre una BMW R90S, se dicen unas palabras sobre el campeón desaparecido y se termina leyendo un bonito escrito del periodista Javier Alfaro de Barcelona:

Ángel se ha ido al cielo, pero deja en la Tierra todo su legado, que será eterno, perenne e imborrable. Porque nadie llega a morir completamente mientras allí donde vivió se le recuerde…Y Ángel Nieto estará siempre muy presente en la memoria de la gran familia del motociclismo.

Tras los parlamentos y fotos, ¡salimos! Llueve, y bastante, pero no importa, voy bien equipado y no es un problema, lo importante es que vamos en moto ¡y disfrutamos igual!

Nos dirigimos dirección el Port del Portalet, hacemos una parada para una foto de grupo con todas las motos bien alineadas, R90S, GS’s, K1, todas y los pilotos y acompañantes bien colocados detrás.

Seguimos nuestro camino y paramos a desayunar, momento en el que nos reparten unos números para el sorteo de un obsequio cedido por BMW Motorrad. ¿Me tocará a mí? Bueno, esta vez no he tenido suerte, ya volveré, que soy muy joven todavía.

Después de la excursión, llegamos de nuevo al recinto donde ya ha salido el sol. Yo me quedo en la zona del LEGO, que es genial y así mi padre puede andar a sus anchas de un sitio a otro.

Más tarde, vamos a la Carpa que llaman de ‘Producto’ donde están todos los modelos de BMW, para que yo me suba en todas. No perdono ni una y hasta pruebo la conducción virtual sobre una S 1000 RR. ¡La verdad es que son geniales estas BMW’s!

La tarde se nos pasa volando y veo que esto se acaba. Por la noche, cena de despedida con todo el grupo de Amigos de Clásicas BMW de España en un restaurante estupendo de Sallent y a dormir.

El domingo, vamos ya a despedirnos, me da pena, ya se ha terminado lo que tanto he estado esperando durante el verano. Que rápido pasa el tiempo cuando estás en un sitio donde todo te gusta mucho y te diviertes tanto. Me llevo una estupenda experiencia de haber vivido un fin de semana diez sobre dos ruedas BMW. Y mil gracias a los compañeros de Amigos de Clásicas BMW de España y del Club R80G/S, me lo he pasado muy, pero que muy bien con todos ellos. El año que viene volveré, ¡seguro! ¡Hasta pronto!

Eloi Rius #riusbmwmotorrad3rdgeneration

3 Respuestas para “AMIGOS DE CLÁSICAS BMW DE ESPAÑA: CRÓNICA DE LOS BMW MOTORRAD DAYS 2017”

Deja tu comentario

Invita a tus amigos

Invita a tus amigos

Invita a tus amigos