BMW R 1200 RS, EFECTIVA Y DIVERTIDA

Por José Mª Alegre
Uno de los últimos modelos lanzados por BMW es la preciosa R 1200 RS, siglas que debutaron en la marca alemana en 1976. Esta nueva entrega es realmente atractiva, efectiva y muy divertida, una moto para curvear por carreteras de montaña, para el día a día y para viajar gracias a su dinamismo, agilidad y la plenitud del motor bóxer LC de 125 CV.

Ahora, casi cuatro décadas después de la primera R 1000 RS lanzada en el año citado y que supuso un concepto de moto deportiva apta también para los viajes solo o en compañía, BMW nos regala esta RS, una preciosidad de moto cuya belleza anda en consonancia con su manifiesta efectividad.

Estéticamente, el pronunciado frontal, con el doble faro asimétrico, guarda cierto parecido con la superdeportiva RR. Entre ambas ópticas, una línea vertical de luz diurna de tecnología Led. A ambos lados, los bien dispuestos retrovisores, que escoltan la práctica y efectiva pantalla que nos reserva la sorpresa de tener dos posiciones, una de mayor protección que la otra, más deportiva, con sólo tirar de ella hacia arriba, operación que se puede realizar en marcha, si bien es más seguro hacerlo con la moto parada. La seguridad ente todo.

Lateralmente, el semicarenado carenado está bien resuelto, pues aporta dinamismo y protección al piloto. El colín, afilado y esbelto, sigue la línea ascendente de la moto, rematado con la práctica parrilla portaequipajes. Las llantas de aleación de 10 radios provenientes de la S 1000 RR y el escape pentagonal, marcan la estética de la RS que resulta claramente deportiva a la vez que elegante y distinguida, más si cabe con el acabado Style 2.

Deportiva y elegante

Efectivamente, la Basis tiene la variante Style 2 que cambia el color azul lupino metalizado por el gris granito, también metalizado, y negro Balcktorm, añadiendo elementos como el deflector de motor, las pinzas de freno y horquilla telescópica en color dorado y chasis en gris Achatgrau metalizado, dándole un toque de exclusividad que la llena de miradas, porque es realmente bonita.

El chasis es de doble viga de tubos de acero de nuevo cuño, en el que el motor ejerce de elemento autoportante, estructura que junto con el eficaz EVO Paralever trasero y la horquilla telescópica invertida delantera, hacen de la RS una moto tremendamente efectiva en curvas y muy confortable en desplazamientos largos a la vez.

El cuadro de mandos es otra de las joyas de esta moto, pues resulta sencillamente espectacular. Analógico y digital, cuenta con un display TFT con tres diseños diferentes que podemos cambiar a voluntad, dando prioridad al cuentarrevoluciones, al visionado de la velocidad digital, etc, una pasada. La pantalla es un ordenador de a bordo que nos ofrece una completa información de forma clara y visible con sólo echar un vistazo sin apenas dejar de mirar la carretera.

Sonido poderoso

Ya tengo ganas de subirme a la RS y escuchar el sonido del poderoso bóxer LC (refrigerado por líquido y aire). Pero antes de hacerlo, un detalle que no pasa desapercibido y que indica la exquisitez y calidad de esta moto: el arranque opcional Confort, o lo que es lo mismo, la llave en el bolsillo y con sólo pulsar el botón situado bajo el tablero, desbloqueamos (o lo contrario) el cierre de seguridad del manillar, abrimos la tapa de llenado del depósito y ponemos en marcha la moto, ¡magnífico!

El sonido de la RS es precioso. El bicilíndrico suena poderoso, grave y pleno, dejando entrever las enormes posibilidades de sus 125 CV a 7.500 rpm y par máximo de 125 Nm a 6.500 vueltas.

Sofisticada tecnología

La R 1200 RS equipa de serie dos modos de conducción, Rain y Road, control de tracción y, por supuesto ABS. Pero, además, la unidad probada llevaba los modos opcionales de conducción Pro, que a los citados incluye los modos Dynamic y User (este último permite reducir la intrusión del control de tracción), control dinámico de tracción DTC, regulación electrónica de la suspensión ESA con modos Road y Dynamic, tecnología que no es fantasía, sino sistemas eficaces que posibilitan una conducción más segura, efectiva y, a la postre, divertida, pues todos esos sistemas trabajan para que eso sea posible, aumentando el control y también nuestra confianza.

La posición de conducción es semideportiva, con el cuerpo ligeramente hacia adelante, los brazos estirados en busca del manillar, las rodillas ligeramente elevadas y los pies llegando al suelo plenamente al parar. Es una postura recogida y cómoda que permite abordar las curvas con total control y hacer muchos kilómetros sin que el cuerpo los acuse. Es más, es tan acertada que incluso en ciudad manejas la RS perfectamente, lo que permite una utilización diaria.

Como voy a curvear, la pongo en modo Dynamic, que me dará una respuesta más inmediata y también la suspensión, que trabaja de manera inteligente autoadaptándose a la conducción y el estado del piso, ¡fantástico!

Nacida para curvear

Como fantástico es el asistente Pro del cambio de marchas, que permite subirlas sin tocar el embrague ni cortar el gas, algo parecido a un cambio secuencial: aceleras y a medida que llegas al régimen máximo (8.000 rpm) o al que decidas, cambias sin desacelerar, sin que el motor baje de revoluciones y empujando constantemente, ¡una delicia!

Os imagináis lo que supone iniciar una ruta con moto con tan sofisticada tecnología como la que lleva la R 1200 RS? Pues la seguridad de que nos lo vamos a pasar muy bien al rodar con mucha confianza.

El propulsor bóxer LC de 4 válvulas DOHC de 125 CV, el mismo que montan la R 1200 GS/Adventure, la touring RT y la naked R 1200 R, es un caudal de fuerza, de poderío, pues empuja desde abajo con ganas e incluso a bajas revoluciones en marchas largas. Con el embriagador sonido del escape, la respuesta instantánea del acelerador, y el aplomo que tiene, abordar una carretera de montaña es disfrutar un montón.

Así, reduces a tercera, inclinas y entras en la curva. La pisada de la rueda delantera es sólida, guiando la moto por la trazada perfecta. El giro se cierra un poco más. No importa, inclinas más y la RS responde con inmediatez y sin movimiento alguno que indique que no se encuentre a gusto. Salida, acelerón, subo de vueltas y a por la siguiente que ya está aquí. Nueva tumbada, pero al lado contrario, ligero toque de freno y la BMW sigue impertérrita, porque mantiene la inclinación: la suspensión Dynamic ESA está haciendo su trabajo a la perfección. Y así una y otra vez como tantas curvas encuentre por la ruta, porque ni la RS se cansa de abordarlas ni tú de tomarlas, permitiendo una conducción deportiva, segura y muy reconfortante, además de realizar viajes largos con gran confort.

La R 1200 RS, que ofrece todas las opciones para personalizarla a tu gusto, sin faltar, por supuesto, las maletas laterales y el top case para irte de viaje solo o en compañía, es una moto para divertirse, para curvear, para salir con los amigos, para hacer muchos kilómetros y también para el día a día. Y todo lo hace con convicción, porque el motor es poderoso, la estabilidad es magnífica, el comportamiento es sensacional y la tecnología que lleva nos facilita todavía más su conducción. Es una moto efectiva y divertida de la que sentirse satisfecho.

3 Respuestas para “BMW R 1200 RS, EFECTIVA Y DIVERTIDA”

  • RUBEN dice:

    Una moto que vale para todo

  • Julius dice:

    Hola!

    Solo tengo que decir que me encanta esta moto. Y es mi primer moto después de sacar mi carnet de motos en Inglaterra (soy británico). Es una delicia conducirla y me siento súper seguro con ella en todo momento y en todo tipo de carretera. Es más, he podido hacer 1.100 Km en un sólo día volviendo de Aix-en-Provence a Madrid….y eso con una cadera con osteoarthritis!!

    Pude probar el S1000XR de un amigo en Francia y tengo que ser honesto – no me gustó tanto como esperaba. Encuentro el RS mucho más placentero con un motor mucho más suple y flexible a bajas revoluciones. Incluso el motor parece más adaptado a largos viages en carretera que el XR.

    Ahora mismo estoy pensando en el GS – solo porque pienso que la conducción puede resultar aún más cómoda en largos viajes, pero para mi el RS es magnífico y es una moto que podría felizmente llevar hasta el final de mis días!

  • Fer dice:

    Es mi moto, ya le hice 12000km y es perfecta para mi, super agil, muy potente y en viajes va perfecta, solo le cambiaria la optica y el cuadro de instrumentacion que se ha quedado atras comparandola con la GS

Deja tu comentario